Como comer dulce y mantener la línea: Magdalenas protéicas

creado por Eloisa Faltoni
Como comer dulce y mantener la línea: Magdalenas protéicas

Las Magdalenas proteicas son un dulce sencillo y muy saludable, que nos ayuda a mantenernos en forma sin tener por eso que renunciar a comer dulces. Tienen un sabor dulce y una textura blanda y agradable.

Son perfectas tanto para desayunar como para merendar y son muy fáciles y rápidas de preparar. Además como su ingrediente principal son la claras de huevo son muy proteicas y eso las hace ideales para comer justo después de haber ido a correr o haber hecho cualquier otro tipo de ejercicio físico.

La Cocina Saludable de Eloisa Más de 50 recetas inéditas Consigue el libro ahora

Todas las recetas són compatibles con DMA

Magdalenas Protéicas con cacao crudo

Magdalenas Protéicas con cacao crudo Imprimir
Fase 2 Porciones: 1 Preparación: Cocción:

Ingredientes

  • 3 claras de huevo
  • 2 cucharadas  de cacao 100% puro y crudo
  • 2 cucharadas de azúcar de abedul
  • Canela molida

Instrucciones

  1. Lo primero es separar las claras de las yemas.
  2. Montar las claras a punto de nieve, lo más firme posible. *
  3. Agregar las 2 cucharadas de cacao, pasándolo antes por un colador.
  4. Agregar las 2 cucharadas de Azúcar de Abedul. **
  5. Agregar la canela molida, al gusto.
  6. Mezclar todos los ingredientes de arriba abajo para no desmontar las claras.
  7. Disponer la crema obtenida en los moldes para magdalenas, se pueden llenar hasta el borde porque aunque durante la cocción crecen un poco, al final vuelven de la dimensión inicial.
  8. Disponer lo más separadas posibles.
  9. Hornear a 100º durante 40 minutos y dejar enfriar dentro del mismo horno. Si se prefiere un corazón un poco húmedo se pueden hornear durante 35 minutos.

Esta receta es apta para la Dieta del metabolismo Acelerado – DMA Fase 2.

Estas cantidades son todas las proteínas de 1 desayuno para -10 o para 2 snack -10. Para un desayuno o snack completo hay que integrar con verduras de fase.

Notas

* Sabes que has conseguido una nieve perfecta cuando giras el bol de 180º (boca abajo) y no se cae nada; antes de girar el bol se puede hacer un aprueba con el tenedor: si no cae ni una gota de clara, la nieve está perfecta.**En ausencia del Azúcar de Abedul se puede utilizar otro edulcorante natural, aunque no aconsejo la estevia ya que cuando se cuece suele endulzar menos y deja un rastro de sabor parecido a la regaliz.

Si te ha gustado esta receta no olvides dejar un comentario y compartirla con tus amigos.

También te puede gustar